Durante los meses de embarazo el cuerpo de la mujer experimenta cambios diarios y constantes. Dentro de estos cambios, uno de los más evidentes es el aumento de su tripita. Hay a quienes les comienza a aparecer a partir del tercer mes o el cuarto, incluso a partir del quinto, pero lo que todas tienen claro es que desde el primer mes es importante hidratar la piel. La principal razón es que, con ella, se aportará la flexibilidad y la elasticidad que la propia piel necesita y exige con el avance de los días.

Pranarôm quiere revolucionar el mundo de las mamis. Una nueva crema antiestrías aparece en el mercado para sorprender una vez más. Una combinación excelente de aceites vegetales, detalladamente pensada para nutrir, cuidar y embellecer la piel de aquellas mujeres que se encuentran en su estado de creación.

La certificación virgen de los aceites vegetales garantiza la máxima calidad y, por tanto, el mejor de los resultados para la salud de nuestra piel. Además, cada uno de estos extractos vegetales, aporta una cualidad diferente para cubrir las necesidades que surgen mes a mes. De tal manera que, con cada aplicación, la mujer vela por un estado fluido de su cuerpo.

PranaBB Maternidad no sólo destaca por esta tan rica composición en oro líquido, sino que también le acompañan aceites esenciales que potencian la acción tónica y cicatrizante completado aún más su uso, no solo como hidratante y preventivo si no que como opción para disimular las tan repudiadas estrías.